Portada - Representación artística de un Telquín. (CC BY SA)

Demonios marinos maestros de la magia y los metales: los Telquines de los mitos griegos y romanos

(Leer articulo en una sola página)

Magos, artistas y artesanos, los Telquines son proverbiales aprendices de mucho, aunque también, curiosamente, maestros de todo. Considerados por la mayoría de antiguos autores como maléficos demonios marinos, los Telquines no desempeñan un papel específico en los relatos mitológicos, sino que más bien siembran el caos y la confusión. Aunque se les menciona directamente en muy contadas ocasiones en los antiguos textos que han llegado hasta nosotros, cuando se hace referencia a ellos, su magia destructiva supera en gran medida las capacidades técnicas por las que son famosas estas míticas criaturas.

El origen de los Telquines

Los orígenes de los Telquines (del griego Telkhines) siguen siendo objeto de debate a día de hoy, como ocurre habitualmente con otros antiguos seres mitológicos. Aunque ciertos autores griegos y romanos opinaban que los Telquines eran hermanos de las Furias o Erinias, nacidos de la herida genital del padre de Cronos, Urano, la mayoría tienden a sumarse a la teoría de que eran hijos de Talasa, el mar.

Dos furias, ilustración de un libro del siglo XIX en la que se reproduce una imagen de una antigua jarra griega. (Public Domain)

Dos furias, ilustración de un libro del siglo XIX en la que se reproduce una imagen de una antigua jarra griega. ( Public Domain )

Podría argüirse también que en cierto modo los Telquines eran hijos de ambos, ya que gracias a la sangre de Urano que cayó al océano nació Afrodita, mientras que de la que cayó en la tierra nacieron las Furias; no obstante, este hecho no se afirma explícitamente. De cualquier manera, los Telquines desempeñaron un importante papel en el principio de los tiempos en la vida de los dioses Olímpicos, los nietos de Urano, ya que ayudaron a la diosa Cafira a criar a Poseidón, futuro rey del mar.

Estatua de Poseidón, Museo de Pella (Grecia). (CC BY-SA 2.0 de)

Estatua de Poseidón, Museo de Pella (Grecia). ( CC BY-SA 2.0 de )

Relatos sobre los Telquines

La fuente más antigua que ha llegado hasta nosotros en la que se cita a los Telquines proviene del autor griego Calímaco, quien les considera “magos de Ceos, no de Rodas.” Sin embargo, el documento más completo del que disponemos relacionado con los Telquines es la “Geografía” obra del autor griego Estrabón. Este texto sitúa a los Telquines en Rodas, y es probable que por lo exhaustivo del mismo los autores posteriores confirmaran esta teoría en sus obras respectivas. Estrabón también describe las tres ocupaciones de los Telquines mencionadas anteriormente: artistas, magos y artesanos, aunque en un principio, en los textos más antiguos perdidos para la historia, los Telquines podrían no haber poseído estos dones. 

Según Eustaquio y Juan Tzetzes, estos demonios a menudo empleaban su poder sobre el mundo natural para provocar catástrofes. Al ser magos, los Telquines podían utilizar las fuerzas de la naturaleza de la misma forma que los propios dioses. Se les describe como capaces de “producir terremotos, rayos y tormentas, y como Proteo, podían cambiar de forma a voluntad.”                 

Expertos artesanos

Como artesanos, los Telquines desarrollaban actividades similares a las del dios Hefestos, forjando tridentes y armas encargadas por los dioses. Las dos obras más famosas creadas por los Telquines fueron el tridente de Poseidón, señor del mar, y la hoz de Cronos. También se decía de ellos que habían fabricado el collar maldito de Harmonía con la ayuda de Hefestos. Los Telquines estaban especializados en bronce y hierro, mientras que el hijo deforme de Zeus y Hera era capaz de trabajar cualquier metal.

Poseidón, señor del mar. (Public Domain)

Poseidón, señor del mar. ( Public Domain )

Píndaro dijo de los Telquines que creaban esculturas tan reales que “constantemente se ponían en pie y escapaban.” El autor griego afirma asimismo que los Telquines no fueron los primeros habitantes de Rodas, sino que llegaron después de los Helíadas, una raza que también poseía habilidades técnicas, otorgadas por Zeus y Atenea.

Evidentemente, este hecho revela hasta qué punto los textos mitológicos pueden llegar a ser poco fiables e inconsistentes, aunque no obstante existen algunos factores más o menos coherentes que debemos observar. Los Telquines se vinculan muy a menudo con la isla de Rodas, no se les consideraba fuerzas  positivas, y se contaba de ellos que poseían poderosas habilidades en los campos del arte, la magia y la artesanía.

Nuestra Misión

Ancient Origins pretende descubrir e investigar lo que creemos representa la parte más importante de los conocimientos que podemos lograr como seres humanos: nuestros orígenes.

Si bien hay quien podría pensar que poseemos ya un conocimiento profundo sobre el tema, pensamos que aún existen infinidad de enigmas y misterios que necesitan ser estudiados.

Por lo tanto, alentamos a una comunidad abierta dedicada a la investigación, la comprensión y explicación de los orígenes de la vida de nuestra especie en el planeta Tierra: organizamos, apoyamos y también financiamos los esfuerzos que van en esta dirección.

Nuestro objetivo es ir más allá de las teorías, y presentando una evaluación precisa de la investigación actual, resaltamos y ofrecemos puntos de vista alternativos a las declaraciones de la ciencia y arqueología convencionales.

Embárcate con nosotros en un viaje para explorar civilizaciones perdidas en el tiempo, antiguos lugares y hallazgos y misterios científicos inexplicables, mientras reconstruimos conjuntamente la historia de nuestros orígenes.

Next article