Portada - Fotografía de Newgrange. (CC BY 2.5 pl)

El monumento prehistórico irlandés de Newgrange: hogar de magos, hadas, dioses y reyes

(Leer articulo en una sola página)

El túmulo de Newgrange se encuentra en el Condado de Meath, Irlanda. Este antiguo monumento está vinculado a historias de magia, hadas e increíbles excavaciones. Newgrange forma parte del impresionante complejo neolítico de Brú na Bóinne – Patrimonio Mundial de la UNESCO.

Tradicionalmente ha sido un lugar de enterramiento para los reyes celtas. Pero los mitos y leyendas irlandeses cuentan también que era un sitio en el que los magos se reunían y al que acudían las hadas. Aún en nuestros días, se rumorea que si se visita el túmulo a primera hora de la mañana o a altas horas de la noche, se puede ver a la Reina de las Hadas y a sus súbditos. Muchos investigadores sugieren que Newgrange es también importante desde el punto de vista de la astronomía. Aunque se han realizado numerosas excavaciones en este monumento a lo largo de los años, el misterioso túmulo aún encierra muchos secretos.

Un monumento legendario oculto bajo la hierba

El documento escrito más antiguo conocido en relación con el túmulo nos llega bajo la forma de una carta escrita por Edward Lhwyd el 15 de diciembre de 1699. Pero el monumento es mucho más antiguo; ¿significa esto que estuvo olvidado durante siglos? Es difícil responder a este interrogante, aunque los antiguos libros nos aportan nuevos fragmentos de valiosa información. En los Anales de los cuatro maestros , está escrito que los daneses saquearon Newgrange en el año 861. No se dice nada, no obstante, acerca de si los asaltantes lograron entrar en el túmulo.

Cuando los arqueólogos empezaron a trabajar por primera vez en este yacimiento, hallaron una enorme cantidad de valiosos tesoros, entre ellos ornamentos y fictilia (un tipo de cerámica) entre otras piezas prehistóricas. Algunos de sus descubrimientos más interesantes fueron una cadena de oro, dos anillos, una pieza de oro, un alfiler de bronce y una pequeña arma de hierro. Muchos de estos hallazgos se encuentran expuestos actualmente en el Museo Nacional de Irlanda. Sin embargo, varios de estos preciosos descubrimientos fueron también vendidos a colecciones privadas antes de que se decretara una ley para proteger el lugar y sus tesoros.

Joyas de oro de la época romana depositadas en el túmulo de Newgrange (Museo Británico). (CC BY-SA 3.0)

Joyas de oro de la época romana depositadas en el túmulo de Newgrange (Museo Británico). ( CC BY-SA 3.0 )

Aparte de los hallazgos excavados y del propio túmulo, el yacimiento alberga algunas de las muestras más espectaculares de petroglifos de Europa Occidental. Entre ellos, el símbolo del trískel es uno de los diseños más habituales. Un hecho que vincula el lugar a muchos mitos y leyendas relacionados con deidades célticas. La creencia más extendida y popular es que era la casa de los más poderosos de los Tuatha (una raza de dioses irlandeses fundada por la diosa Danu).

En el Libro de Lecan , del siglo XI, está escrito que Dagda vivía en el túmulo de Newgrange con su esposa Boann y tres hijos varones. El Libro de Leinster incluye también la historia de uno de sus hijos, Óengus, quien supuestamente era el dueño de Brú na Bóinne, la zona en la que se encuentra el monumento.

Los Tuatha Dé Danann en la témpera de John Duncan “Los jinetes del Sidhe” (1911). (Public Domain)

Los Tuatha Dé Danann en la témpera de John Duncan “Los jinetes del Sidhe” (1911). ( Public Domain )

Símbolos sagrados

El monumento de Newgrange es único por numerosas razones. Por ejemplo, la datación del túmulo se remonta al 3200 a. C., pero permaneció cerrado durante algunos miles de años. Algunos investigadores han sugerido que el túmulo de Newgrange es muy similar a la tumba micénica con forma de colmena conocida como el Tesoro de Atreo. Sin embargo, otros expertos no aprecian ninguna similitud entre ambas estructuras. Los especialistas siguen buscando en la actualidad vínculos entre las diversas tumbas prehistóricas del mundo, pero esta vía de investigación por lo general da pie a más preguntas que respuestas.

Vista de la elevación de Newgrange. (CC BY 2.0)

Vista de la elevación de Newgrange. ( CC BY 2.0 )

El túmulo tiene una apariencia destacada, y es una de las construcciones de su tipo que han llegado hasta nosotros en mejor estado de conservación. La galería presenta una entrada al sur, aunque es frente a ella donde se puede ver uno de los mayores tesoros del lugar: una impresionante piedra cubierta con asombrosos rombos y espirales. Los arqueólogos han sugerido que estos símbolos son más que simples dibujos decorativos. Sin embargo, existen pocas teorías que entren en detalle en la razón por la que se trazaron estas marcas. Hay también otras dos piedras grabadas con símbolos que fueron descubiertas al noroeste, en los límites del círculo.

Nuestra Misión

Ancient Origins pretende descubrir e investigar lo que creemos representa la parte más importante de los conocimientos que podemos lograr como seres humanos: nuestros orígenes.

Si bien hay quien podría pensar que poseemos ya un conocimiento profundo sobre el tema, pensamos que aún existen infinidad de enigmas y misterios que necesitan ser estudiados.

Por lo tanto, alentamos a una comunidad abierta dedicada a la investigación, la comprensión y explicación de los orígenes de la vida de nuestra especie en el planeta Tierra: organizamos, apoyamos y también financiamos los esfuerzos que van en esta dirección.

Nuestro objetivo es ir más allá de las teorías, y presentando una evaluación precisa de la investigación actual, resaltamos y ofrecemos puntos de vista alternativos a las declaraciones de la ciencia y arqueología convencionales.

Embárcate con nosotros en un viaje para explorar civilizaciones perdidas en el tiempo, antiguos lugares y hallazgos y misterios científicos inexplicables, mientras reconstruimos conjuntamente la historia de nuestros orígenes.

Next article