Portada - Vista panorámica del piramidión de la Pirámide Roja de Dashur. (Fotografía: Historia Enigmática).

La enigmática historia del piramidión de la Pirámide Roja de Dashur

(Leer articulo en una sola página)

Un piramidión es la pieza pétrea, de forma piramidal, que se colocaba en la parte superior de obeliscos y pirámides. Simbolizaba el lugar donde se posaba el dios solar Ra o Amón-Ra, sobre la cúspide del monumento, como punto de unión entre el Cielo y la Tierra. El Dr. Rainer Stadelmann (nacido el 24 de Octubre de 1933 en Oettingen, Baviera) es un egiptólogo alemán, ex director del instituto arqueológico alemán de El Cairo. Se le considera un experto de la meseta de Guiza, y ha pasado a la historia de la egiptología por el descubrimiento del piramidión de la Pirámide Roja de Dashur en Egipto, durante el año 1993.

Sin embargo, el piramidión no apareció entero, sino fragmentado. Pero Stadelmann, como experto, se encargó de su restauración, siendo finalmente expuesto. Lo más sorprendente fueron sus medidas: 1x1,57 metros, siendo todos estos datos certificados por el mismo Dr. Stadelmann. Es decir, su altura era exactamente de 1 metro exacto, aunque “teóricamente” el metro no se estableció como medida de longitud hasta el año 1795. Además, existe otro dato bastante sorprendente.

Stadelmann explicó que, basándose en las medidas de sus ángulos, el piramidión tendría una inclinación de 51º 52′ por lo que no podía pertenecer a la Pirámide Roja, cuyo ángulo es de 43º. Tampoco correspondería a la Pirámide Acodada, cuyo ángulo original era de 54º y, posteriormente, de 43º (por motivos que aún desconocemos). Sin embargo, sí que coincide casi a la perfección con el de la Gran Pirámide cuyo ángulo es de 51º 51′.

La Gran Pirámide de Guiza. (Public Domain)

La Gran Pirámide de Guiza. ( Public Domain )

Las medidas fueron confirmadas posteriormente de nuevo por el propio Stadelmann. Durante el año 2005 se realizó una primera reconstrucción llevada a cabo por su propio equipo, siendo él director del proyecto. El doctor expuso en la publicación:

El piramidión de la pirámide norte de Sneferu fue encontrado durante la campaña de excavaciones de 1985. Las medidas fueron tomadas por J. Dorner y más tarde fue restaurado por la familia Abd el-Qrety de Saqqara. Durante muchos años fue dañado por soldados de un cuartel militar cercano y por visitantes que lo usaban para escribir sus nombres. En otoño del año 2005 fue desmantelado de nuevo, limpiado, reconstruido de acuerdo con sus medidas y depositado sobre un zócalo para impedir que se estropeara de nuevo.

Finalmente, durante el año 2006 y sin motivo aparente alguno, el piramidión fue transformado debido a una reconstrucción dirigida por Zahi Hawass. En ella sus medidas fueron alteradas, desapareciendo la medida del metro exacto, que pasó a ser de 0,78 metros. Además, el nuevo ángulo del piramidión ahora sí que es de 45 grados, coincidiendo con el de la Pirámide Roja e incluso con el de la Pirámide Acodada.

Aspecto que presentaba el piramidión tras su primera reconstrucción. (Fotografía: Historia Enigmática).

Aspecto que presentaba el piramidión tras su primera reconstrucción. ( Fotografía: Historia Enigmática ).  

Posteriormente, Zahi Hawass escribió un artículo llamado Development of the Royal Mortuary Complex (“Desarrollo del complejo funerario real”). En él exponía lo siguiente:

El piramidión más antiguo es el descubierto por Stadelmann, el cual pertenece a la Pirámide Roja o norte de Esnofru, en Dashur. Fue encontrado despiezado, pero ahora está restaurado y se exhibe en la cara este de la pirámide. Apenas mide 785 milímetros de alto.

Jean-Pierre Adam, arquitecto, arqueólogo, profesor de la Escuela del Louvre y miembro del comité de patrocinio científico de la asociación francesa para la información científica, se escandalizó con este nuevo resultado, por lo que comentó en el documental “La revelación de las pirámides” de Patrice Pooyard (2010):

Estamos muy intrigados por todo esto. Para ser honesto, es una perversión de la forma real. No había ningún indicio para que adoptara esta nueva forma.

Zahi Hawass en el año 2009 (Public Domain)

Zahi Hawass en el año 2009 ( Public Domain )

Es mucha la gente que considera que todo fue una conspiración del Dr. Zahi Hawass para que no se supiera que los antiguos egipcios conocían el metro. Pero, ¿y si sencillamente el Dr. Hawass estaba en lo cierto?

Es imposible que los antiguos egipcios conocieran el metro

Nuestra Misión

Ancient Origins pretende descubrir e investigar lo que creemos representa la parte más importante de los conocimientos que podemos lograr como seres humanos: nuestros orígenes.

Si bien hay quien podría pensar que poseemos ya un conocimiento profundo sobre el tema, pensamos que aún existen infinidad de enigmas y misterios que necesitan ser estudiados.

Por lo tanto, alentamos a una comunidad abierta dedicada a la investigación, la comprensión y explicación de los orígenes de la vida de nuestra especie en el planeta Tierra: organizamos, apoyamos y también financiamos los esfuerzos que van en esta dirección.

Nuestro objetivo es ir más allá de las teorías, y presentando una evaluación precisa de la investigación actual, resaltamos y ofrecemos puntos de vista alternativos a las declaraciones de la ciencia y arqueología convencionales.

Embárcate con nosotros en un viaje para explorar civilizaciones perdidas en el tiempo, antiguos lugares y hallazgos y misterios científicos inexplicables, mientras reconstruimos conjuntamente la historia de nuestros orígenes.

Next article