Portada - Busto de Eurípides. Mármol, copia romana de un original griego de aproximadamente el 330 a. C. (Dominio público). Codex Hierosolymitanus Sancti Sepulcri 36, p. 539. (Palamedes 2013)

Antiguos textos de Eurípides reciclados por escribas medievales para transcribir textos bíblicos

(Leer articulo en una sola página)

La idea de reutilizar y reciclar no es un fenómeno moderno. En los últimos años, ha habido varios casos en que los científicos y los historiadores han encontrado textos antiguos sobrescritos por las generaciones posteriores. Un interesante ejemplo salió a la luz gracias al análisis de un documento medieval mediante imágenes multiespectrales. Los científicos que han hecho uso de esta tecnología han sido capaces de recuperar un antiguo texto oculto bajo las palabras de la Edad Media. Lo que encontraron ofrece nuevas perspectivas sobre la educación filosófica en la antigüedad tardía.

La escritura más reciente que observamos en el texto pertenece a los Libros Proféticos del Antiguo Testamento griego, y data del siglo XIII. Sin embargo, hay palabras por debajo de este texto obra de un autor de la antigua Grecia, Eurípides, rodeadas de antiguas anotaciones, además de un comentario sobre Aristóteles escrito por un autor desconocido que se remonta al siglo V.

Ilustración de un escriba europeo, Jean Miélot, en pleno trabajo. (Dominio público)

Ilustración de un escriba europeo, Jean Miélot, en pleno trabajo. ( Dominio público )

Eurípides fue un autor de tragedias de la Atenas clásica que vivió entre los años 480 a. C. y  406 a. C. Escribió por lo menos 92 obras, aunque apenas 18 ó 19 han llegado intactas hasta nosotros. Sus obras eran la base de la antigua educación literaria en la época helenística. De hecho, algunas de sus innovaciones teatrales pueden observarse aún en los dramas modernos, como el hecho de representar a héroes míticos como si fueran personas normales en circunstancias extraordinarias. A lo largo de su vida, Eurípides fue comparado con Sócrates porque ambos eran vistos como líderes de un intelectualismo decadente. Los últimos años de Eurípides, sin embargo, fueron diferentes de los de Sócrates, ya que al parecer escogió un exilio voluntario en la vejez, muriendo quizás finalmente en Macedonia.

Busto de Eurípides; frontispicio para el libro ‘The Plays of Euripides’ (‘Las obras de Eurípides’) - (1910). (Dominio público)

Busto de Eurípides; frontispicio para el libro ‘The Plays of Euripides’ (‘Las obras de Eurípides’) - (1910). ( Dominio público )

Los escritos originales de Eurípides fueron separados claramente de la capa superior de texto medieval del siglo XIII por un equipo de investigadores de las universidades de Gotinga y Bolonia. Esta sección del texto se encuentra en la biblioteca del Patriarcado Ortodoxo Griego de Jerusalén. El comentario sobre la obra de Aristóteles está en la Biblioteca Nacional de Francia con sede en París.

El jefe del proyecto de investigación Felix Albrecht, de la Facultad de Teología de la Universidad de Gotinga, comentaba al respecto que “El manuscrito de Jerusalén es uno de los testigos más importantes de la obra de Eurípides”. El texto de París tiene dibujos de alta calidad que nos permiten comprender mejor la antigua tradición textual de comentarios filosóficos. La Dra. Chiara Faraggiana di Sarzana, de la Universidad de Bolonia, fue la descubridora del texto, y explicaba su importancia: “El descubrimiento de esta obra es de un valor inestimable para la historia de la educación filosófica en la antigüedad tardía”.

Colectivamente, esta investigación ha recibido el nombre de Proyecto Palamedes . El objetivo de este trabajo ha sido el de darle una forma legible a los dos importantes manuscritos que incluyen los recientemente descubiertos e inexplorados textos griegos mediante el uso de la tecnología más avanzada.

Codex Hierosolymitanus Sancti Sepulcri 36, p. 539. (Palamedes 2013)

Codex Hierosolymitanus Sancti Sepulcri 36, p. 539. (Palamedes 2013 )

Imagen de portada: Busto de Eurípides. Mármol, copia romana de un original griego de aproximadamente el 330 a. C. (Dominio público ). Codex Hierosolymitanus Sancti Sepulcri 36, p. 539. ( Palamedes 2013 )

Autor: April Holloway

Este artículo fue publicado originalmente en www.ancient-origins.net y ha sido traducido con permiso. 

Nuestra Misión

Ancient Origins pretende descubrir e investigar lo que creemos representa la parte más importante de los conocimientos que podemos lograr como seres humanos: nuestros orígenes.

Si bien hay quien podría pensar que poseemos ya un conocimiento profundo sobre el tema, pensamos que aún existen infinidad de enigmas y misterios que necesitan ser estudiados.

Por lo tanto, alentamos a una comunidad abierta dedicada a la investigación, la comprensión y explicación de los orígenes de la vida de nuestra especie en el planeta Tierra: organizamos, apoyamos y también financiamos los esfuerzos que van en esta dirección.

Nuestro objetivo es ir más allá de las teorías, y presentando una evaluación precisa de la investigación actual, resaltamos y ofrecemos puntos de vista alternativos a las declaraciones de la ciencia y arqueología convencionales.

Embárcate con nosotros en un viaje para explorar civilizaciones perdidas en el tiempo, antiguos lugares y hallazgos y misterios científicos inexplicables, mientras reconstruimos conjuntamente la historia de nuestros orígenes.

Next article